Que Comen Las Catarinas?

Que Comen Las Catarinas
Catarinas: Guardianas coloridas – ¿Qué haces cuando ves un insectito? ¿Lo observas con curiosidad o gritas y te alejas corriendo hasta encontrar el valor para matarlo? Algunos bichitos nos provocan mayor miedo que otros. A algunos estamos más acostumbrados o los vemos bajo una luz favorable.

  1. Ese, tal vez, sea tu caso con las catarinas.
  2. Son chiquitas, amigables, de colores atractivos y no nos pican.
  3. Pero, realmente, cada vez es menos frecuente encontrar una catarina en la ciudad.
  4. Piensa, ¿cuándo fue la última vez que viste una catarina y dónde fue? Las catarinas, también llamadas vaquitas o mariquitas en distintas partes del mundo, son un tipo de escarabajo popular por sus colores.

Tal vez alguna vez has escuchado que la cantidad de manchas en su caparazón indica su edad. Esto es falso; en realidad las manchas dependen de la especie de mariquita. ¡Hay más de 6 mil especies! Esto significa que puedes encontrar más de 6 mil tipos de patrones en sus conchitas: con rayas, puntos, dibujos y más.

  1. Al salir de su huevo, las catarinas son larvas.
  2. Su primer alimento son: ¡los huevos que están a su lado! Pero no se están comiendo a sus hermanos.
  3. Lo que ocurre es que, al poner los huevos, la madre deja algunos sin fertilizar para que los recién nacidos tengan comidita inmediatamente.
  4. Las larvas tienen mucho apetito y comen muchos insectos.

En cuanto crecen, las catarinas comen menos porque se vuelven más selectivas: escogen presas de mayor tamaño; aunque hay catarinas vegetarianas, la mayoría son carnívoras: se alimentan de pulgones, cochinillas, ácaros y larvas de moscas. Algunos de estos animalitos, especialmente los pulgones, son considerados como plaga para algunos jardines o cultivos, pues se alimentan de la savia de las plantas, destruyéndolas en el proceso.

Por eso, las catarinas son valoradas como controladores biológicos: cuidan a las plantitas de ser devoradas por demasiados pulgones. Ahora que sabes todo esto, te contaré la historia de las catarinas que puedes ver en México. Sucede que la cantidad de pulgones en los huertos preocupó mucho a los humanos.

Consideraron que las especies de mariquitas mexicanas como la la catarina convergente (Hippodamia convergens), la mariquita sin manchas (Cycloneda sanguinea) y la catarina rayada (Paranaemia vittigera), no eran lo suficientemente fuertes para combatir esta plaga.

Intentando solucionar esto, trajeron de China a la catarina Arlequín; sí, como Harley Quinn. El problema es que justo como Harley Quinn pasó del bien al mal, estas catarinas pasaron de ayudar a las especies nativas de México a competir con ellas: tenían mayor número de hijos y se comían a las otras especies.

Por esto, ahora se le conoce como una especie exótica invasora. A pesar de tener tantos conflictos entre ellas, las catarinas sufren un gran peligro, especialmente en la ciudad. La razón es sencilla: los insecticidas que se usan regularmente en la urbe, no sólo matan a los insectos que podrían ser plagas para las plantas, también a aquellos que las protegen.

Es por esto que seguramente no recuerdas la última vez que viste una catarina; los encuentros con ellas son cada vez más fortuitos. En lugar de usar insecticidas, podrías propiciar que las mariquitas sean las guardianas de tus plantas aprovechando su gran apetito. Por si esto fuera poco, en diversas culturas, dicen que ver una catarina es indicador de buena suerte, mayor razón para procurar que vivan felices y revoloteando a tu alrededor.

Referencias Revista de Divulgación Científica y Tecnológica de la Universidad Veracruzana (mayo-agosto de 2010) “Las catarinas, guardianas de huertos y jardines”. www.uv.mx/cienciahombre/revistae/vol23num2/articulos/catarinas/ Fecha de consulta:7-febrero-2021 Local MX (marzo 2019) “Sobre las catarinas de ciudad, que están a punto de verse en todos lados”.

  1. Local.mx/slider/mariquita-catarina/,
  2. Fecha de consulta: 7-febrero-2021.
  3. The Dodo (18-feb-2018) “The Stunning Life Cycle of a Ladybug”.
  4. Www.youtube.com/watch?v=ws_D5nXOAJg Fecha de consulta: 8- febrero-2021 La Jornada en la Ciencia (16-dic-2016) “La catarina Arlequín, una especie invasora que se desconoce su impacto en México”.

ciencias.jornada.com.mx/2016/12/16/la-catarina-arlequin-una-especie-invasora-de-la-que-se-desconoce-su-impacto-en-mexico-7902.html Fecha de consulta: 19-febrero-2021.

¿Qué comen las mariquitas en casa?

Importancia de las mariquitas en la agricultura – Las mariquitas han sido siempre muy apreciadas por los agricultores, ya que son depredadoras de plagas de cultivos, como áfidos (pulgones), cocos o cochinillas, ácaros, larvas de moscas, etc, Las hembras suelen hacer la puesta de huevos cerca de las colonias de insectos para que tengan su alimento cercano nada más nacer las larvas.

  • Tal es su voracidad que las larvas recién nacidas se alimentan de su propio huevo, y llegan incluso a comerse huevos no eclosionados antes de empezar a alimentarse de insectos.
  • Las larvas de mariquita de los últimos estadios de desarrollo son las más voraces.
  • Se estima que una mariquita adulta puede alimentarse de más de mil presas durante el verano.

Pero no todas las mariquitas son depredadoras de plagas de cultivos. Los miembros de la subfamilia Epilachninae se alimentan de hojas, granos o semillas de diversos cultivos, de las familias Solanaceae (patata, tomate, chile, pimiento o la berenjena), Cucurbitaceae (calabaza, calabacín, melón, pepino, etc), Fabaceae (legumbres) o Poaceae (maiz).

  • Fue a finales del siglo XIX cuando se produjo en California una infestación de cochinilla acanalada ( Icerya purchasi ), una plaga importada accidentalmente de Australia, y que amenazaba la incipiente e importante producción de cítricos de la región.
  • Para combatir la plaga se buscó en Australia alguno de sus enemigos naturales (parásitoides y depredadores), que se llevaron a California, se criaron y se realizaron sueltas de la mariquita durante 2 campañas.

La medida produjo una importante reducción de las poblaciones de Icerya purchasi, salvando a la floreciente industria de los cítricos de California, e iniciando así la estrategia de la introducción de un enemigo natural para el control de una plaga exótica.

Se ha normalizado la suelta de mariquitas en una agricultura sostenible y menos dependiente de los insecticidas químicos para el control de las plagas. Las mariquitas de dos y siete puntos ( Adalia bipunctata y Adalia septempunctata ) son las más conocidas, pues se alimentan de hasta 28 especies diferentes de pulgones.

Pero fue la Rodolia cardinalis la primera mariquita utilizada intencionadamente como mecanismo de control biológico de plagas en la agricultura. Adalia septempunctata Adalia bipunctata Rodolia carinalis Sucede con frecuencia que se crea confusión sobre las mariquitas en su estado larvario, que son consideradas posibles insectos plagas. larva de Adalia septempunctata larva de Adalia bipunctata larva de Rodolia carinalis FuturCrop, software agrícola que calcula el estado de desarrollo de las plagas indica el momento en que hay mayor número de individuos inmaduros de la plaga (Huevos, larvas o ninfas), permitiendo así que la suelta de insectos parasitoides o depredadores tengan más éxito en con el tratamiento. Que Comen Las Catarinas Que Comen Las Catarinas Software Agrícola de control de plagas FuturCrop calcula la fecha en que las plagas están en sus estados inmaduros, para aumentar la efectividad del tratamiento. Manuales Insectos benéficos. Guía para su identificación, Miguel B. Nájera Insectos de importancia agrícola. Centro américa y costra Rica, Manuel Zumbado et al. Etiquetado : ¿Qué comen las mariquitas?

¿Cómo alimentar a una mariquita?

Agua y miel para mariquitas – Pero no sólo de pulgón vive la mariquita y si os veis apurados o alguna semana no habéis conseguido encontrar pulgones siempre podéis alimentar a vuestras mariquitas con azúcar, néctar, Para esto simplemente coger el tapón de una botella y ponerle unos cuantos trozos de papel empapados en agua con miel, con esto aguantarán unos cuantos días más hasta que encontréis pulgones frescos. Sólo si no encontramos pulgones y por unos días podemos alimentarlas con agua y miel.

¿Dónde vive la mariquita y de qué se alimenta?

Mariquita Por Que Comen Las Catarinas 5 de septiembre de 2010 A mucha gente le gustan las mariquitas por su color y sus puntos negros. Sin embargo, a los agricultores les gustan por su apetito. La mayoría de las mariquitas comen con voracidad insectos que se alimentan de plantas, como los pulgones, por lo que ayudan a proteger las cosechas.

Las mariquitas dejan cientos de huevos en las colonias de pulgones y otros insectos parecidos. Cuando eclosionan, las larvas comienzan a alimentarse rápidamente. Hacia el final de su vida (entre tres y seis semanas) han podido consumir 5.000 pulgones. A las mariquitas también se les llama mariquillas o, en México, chinitas.

See also:  Que Comen Los Chimpancés?

Hay unas 5.000 especies distintas de este insecto, y no todas tienen los mismos gustos alimenticios. Algunas no comen los insectos que atacan las plantas, sino plantas. El escarabajo de la judía mexicano y el escarabajo de la calabaza son plagas destructivas que atacan las cosechas que señalan sus nombres.

  1. Las mariquitas parecen semiesferas, como cúpulas diminutas con pequeños puntos.
  2. Tienen las patas y las antenas cortas.
  3. Su colorido y sus puntos sirven para mantener alejados a los depredadores.
  4. Pueden segregar un fluido por las articulaciones de las patas de sabor muy desagradable.
  5. Su colorido puede servir de recordatorio para los animales que han tratado de comer mariquitas antes, parece decir “mi sabor es asqueroso”.

Si una mariquita se siente amenazada puede hacerse la muerta y segregar esta desagradable sustancia para protegerse. Seguir leyendo : Mariquita

¿Qué hacer si te encuentras una mariquita?

Descargar el PDF Descargar el PDF Es probable que no lo sepas, pero las mariquitas son buenas mascotas, ya que son adorables, silenciosas, fáciles de atrapar y no ocupan demasiado espacio. Aunque estos hermosos insectos son más felices deambulando libremente, puedes configurarles fácilmente un hábitat cómodo en tu propia casa.

  1. 1 Deja a un costado el contenedor cerrado para que sirva de hábitat para las mariquitas. Los terrarios en miniatura y las cajas para insectos están diseñados solo para este propósito, pero también puedes utilizar un contenedor de plástico grande para almacenar alimentos, o incluso la caja en la que originalmente atrapaste a la mariquita.
    • Puedes utilizar un cepillo de cerdas suaves para sacar a la mariquita del contenedor temporal y colocarla en su nuevo hogar.
    • Asegúrate de que haya agujeros en el hábitat lo suficientemente grandes como para dejar que el aire ingrese sin dejar que las mariquitas se escapen.
  2. 2 Coloca algunas ramitas, piedras o conchas marinas para darle a la mariquita un lugar donde esconderse. Alinea el fondo del contenedor con materiales recolectados del hábitat natural de la mariquita (por ejemplo, césped, hojas, ramitas y piedras pequeñas).
    • Si no logras conseguir una buena estructura natural, también puedes arreglártelas con algunos pedazos pequeños de cartón plegado.
    • La cubierta que agregues se duplicará como una divertida carrera de obstáculos que le ayudará a tu mariquita a hacer ejercicio.
  3. 3 Alimenta a tu mascota con pequeñas cantidades de pasas, lechuga o miel todos los días. Remoja de 2 a 3 pasas en agua durante un par de minutos para ablandarlas antes de dejarlas en su hábitat. También puedes cortar la mitad de una hoja de lechuga en trozos pequeños y dejar que tu mariquita pueda pastar.
    • Para no alimentar en exceso a tu mariquita, planea alimentarla solo una o dos veces al día.
    • Ten en cuenta que las mariquitas comen demasiado para su tamaño, por lo que, si deseas cuidar varias de ellas a la vez, debes suministrarles alimento suficiente como para mantenerlas satisfechas.
    • Los pulgones constituyen un alimento básico para las mariquitas en la naturaleza. Si planeas mantener a la mariquita por más de una o dos semanas, se recomienda que atrapes o compres algunos pulgones para mantenerla feliz. A menudo, puedes conseguir un suministro listo de pulgones en los mismos tipos de plantas donde atrapaste a la mariquita.
  4. 4 Coloca un pedazo de papel absorbente húmedo o una esponja dentro del hábitat como fuente de agua. Debes humedecer bien el papel o la esponja. Luego, escurre la mayor parte del exceso de agua. Las mariquitas no beben demasiado, así que este elemento debería ser suficiente para calmar su sed durante unos días.
    • Revisa su fuente de agua cada dos días y cámbiala o vuelve a humedecerla si se siente seca al tacto.
    • Trata de no dejar agua estancada en el hábitat. Dado que las mariquitas son demasiado pequeñas, podrían ahogarse con facilidad incluso en un estanque pequeño.

    Alternativa: puedes llenar una botella de aerosol con agua limpia y rociar a diario las paredes del hábitat. Esta delgada capa de humedad es todo lo que las mariquitas necesitan para mantenerse hidratadas.

  5. 5 Pon a la mariquita en libertad después de unos días para que pueda desarrollarse bien en su hábitat natural. Las mariquitas pueden sentirse bastante cómodas en el interior, pero su verdadero hogar se encuentra en el mundo exterior. Es probable que algunas mariquitas no la pasen tan bien como otras en cautiverio, ya que pueden esconderse de manera constante, volverse ansiosas o inactivas, o manifestar otros signos de estrés.
    • Está bien si conservas a tu mariquita durante un poco más de tiempo, siempre y cuando continúes proporcionándole agua, alimento y espacios adecuados para jugar y esconderse.
    • Trata de liberar a tu mariquita al final del verano cuando aún hace calor. De lo contrario, puede resultarle difícil conseguir alimento y refugio.

    Anuncio

  1. 1 Busca mariquitas en lugares que tengan un crecimiento exuberante. A menudo, puedes encontrar mariquitas aferradas a las hojas, las briznas y otros tipos de vegetación. Les gustan especialmente las áreas cálidas y húmedas como los campos, los claros, los jardines y las parcelas de cultivo. Tan solo asegúrate de conseguir permiso antes de buscar mariquitas en la propiedad de un extraño.
    • El mejor momento para buscar mariquitas es a finales de la primavera o a principios del verano, cuando las plantas comienzan a florecer.
    • A medida que el clima comienza a enfriarse, las mariquitas con frecuencia buscan calor debajo de las piedras, dentro de los árboles huecos y alrededor de las aberturas de las casas y otras estructuras.
  2. 2 Recoge la mariquita suavemente con la mano como una solución sencilla. La mayoría de las veces, atrapar una mariquita es tan sencillo como alcanzarla y sacarla de su escondite. Una vez que la tengas en la mano, colócala en la palma de la mano y forma un “cuenco” con los dedos para evitar que se escape.
    • Si te preocupa lastimar a tu mariquita, también puedes apoyar la mano sobre la superficie junto a ella y esperar a que se arrastre encima.
    • Las mariquitas son criaturas pequeñas y delicadas, así que debes tener cuidado de no estrujarlas, apretarlas o agarrarlas con demasiada fuerza.
  3. 3 Utiliza una red para barrer o “batir” grandes cantidades de mariquitas a la vez. Toma una pequeña red para atrapar mariposas y deslízala lentamente a lo largo de los bordes de los pastos altos o las hojas de las plantas con flores para liberar a las mariquitas.
    • Si no cuentas con una red, otra opción es utilizar un paraguas invertido o una lona para recoger los insectos y los escombros que barres o bates en el follaje grueso.
  4. 4 Crea tu propio comedero para atraer a las mariquitas. Cuelga un pedazo de bambú, un tubo de cartón o un tubo PVC en algún lugar fuera de la casa y esparce un puñado de pasas húmedas en su interior. La fruta atraerá a las mariquitas del entorno circundante y el tubo les proporcionará un lugar para vivir, jugar, aparearse y relajarse.
    • Puedes convertir prácticamente cualquier objeto con forma de tubo en un comedero para mariquitas, incluidos frascos de vidrio y latas de aluminio usadas para alimentos. Si deseas que tu comedero pueda resistir la lluvia y otras condiciones climáticas, debes escoger un material más duradero como bambú, PVC o metal.

    Consejo: un comedero bien confeccionado puede funcionar como un hogar perfecto para las mariquitas, ya que les proporciona alimento y refugio, y les permite entrar y salir cada vez que lo deseen.

  5. 5 Utiliza una carpa improvisada para atraer a las mariquitas al anochecer. Apoya una plancha de madera contrachapada o cartón, una tumbona o una superficie plana similar contra una de las paredes exteriores de la casa y extiende un paño blanco sobre ella.
    • Puedes conseguir un reflector portátil económico o una luz ultravioleta en una ferretería local o un centro de mejoras para el hogar por tan solo 10 dólares.
    • La luz ultravioleta hará que las mariquitas curiosas salgan de su escondite, al igual que las polillas y otros insectos.
  6. 6 Coloca la mariquita en una caja o un frasco hasta que termines de crear un hábitat adecuado para ella. Una vez que hayas logrado atrapar una o más mariquitas, debes transferirlas a un pequeño recipiente ventilado hasta que logres preparar un refugio más adecuado. No te olvides de hacer agujeros en la parte superior del recipiente para que tu mariquita pueda respirar.
    • Las cajas de cartón para alimentos que cuentan con rebordes de cierre hermético constituyen una excelente vivienda temporal para las mariquitas.
    • No dejes a tu mariquita en su contenedor de captura durante más de unas cuantas horas. Si se sobrecalienta o pierde oxígeno, puede morir.

    Anuncio

¿Cómo atraer a las catarinas?

¿Cómo atraer mariquitas al jardín? – Lo único que va a atraer a las mariquitas es la comida. Ellas se alimentan de polen y de insectos plagas, con lo cual no será tan difícil de conseguir. En primer lugar, necesitas plantas que den flores llenas de polen.

Generalmente son de color blanco y amarillo, que se abren y quedan en forma plana para que los insectos puedan servirse de su polen. Las más comunes y fáciles de tener en tu jardín son: caléndula, angélica, cebollino, comino, cilantro, cosmos, eneldo, hinojo, manzanilla, aliso y milenrama. Si tienes cualquiera de estas plantas en tu jardín, las mariquitas te visitarán sin esfuerzo y allí se quedarán felices.

Como la otra manera es que tengan los suficientes insectos para alimentarse, deberás dejar de utilizar insecticidas y plantar algunas hierbas que los pulgones aman, como el rábano o la capuchina.

¿Qué comen y toman las mariquitas?

La mayoría de las catarinas son carnívoras ya que tienen una alimentación basada en organismos minúsculos de cuerpo blando, como insectos con escama, piojos harinosos, mosquitas blancas, pulgones, ácaros, huevos de otros insectos, larvas u orugas, e incluso algunas son caníbales; sin embargo, a veces pueden llegar a

¿Qué pasa si tengo una mariquita se posa en ti?

Mariquitas, catarinas o vaquitas de San Antonio: la leyenda que explica por qué si te encuentras una tendrás buena suerte Catarinas en México, Vaquitas de San Antonio en Argentina, Cocos en España. Este pequeño insecto volador color rojo con puntos negros está emparentado con el escarabajo y los gorgojos.

Sin embargo, su significado poco tiene que ver con ellos. Además, es un símbolo de buena suerte cruzarlo en el camino y significa que puedes encontrar pronto un buen amor. La leyenda proviene de Suecia y es compartida en varios lugares del mundo. Se dice que la mariquita o vaquita de San Antonio es mensajera de buenas noticias, éxitos, transformaciones positivas, salud y romance.

Según la creencia popular, si cae en la mano de una mujer que recién contrajo matrimonio significa que tendrá tantos hijos como puntos tenga el animalito. Otros, en cambio, sostienen que indica los meses de relación fogosa que tendrá antes de caer en la rutina del matrimonio. Que Comen Las Catarinas Foto: Pixabay Este simpático insecto oficia de pesticida de lujo. En los jardines de Dior se cultivan las famosas como materia prima principal para las formulaciones de cremas y serums exclusivos. Al hacerlo de forma sustentable, no utilizan pesticidas químicos en sus delicadas flores, pero al mismo tiempo, deben prevenir las plagas ¿Cómo lo logran? Recurriendo a nuestros simpáticos amigos que mantienen a raya a cualquier pulgón, ácaro o pequeño insecto que pueda atacar las rosas, devorándoselo de un bocado.

Estos insectos no se alimentan de plantas como se cree, sino de otros insectos más pequeños que ellos y de huevos y larvas de otros insectos, lo cual resulta ideal para aplicar como pesticida natural en agricultura. De esta manera, no sólo Dior las utiliza. Es un recurso valorado para evitar venenos y cuidar las diferentes plantaciones.

Se dice que este primer uso se lo dieron los egipcios que mantenían a salvo sus cosechas de plantas y hortalizas gracias a las vaquitas de San Antonio. Otra curiosidad se asocia a su apariencia, Su relación con la buena fortuna también proviene de que poseen 7 puntos negros, Que Comen Las Catarinas Foto: Pixabay Continuando con los datos curiosos, las mariquitas hibernan como osos en miniatura. Aunque son insectos invertebrados, es decir, no tienen huesos, y tienen un tamaño que ronda los 5 milímetros hasta los 10, durante la época fría se comportan como si fueran grandes osos pardos.

Al ser un animal diurno se esconde durante la noche, pero también lo hace en invierno, en una especie de comportamiento similar a la hibernación. Aunque son independientes, se reúnen para hibernar en grupos, ya que juntas se protegen unas a otras del frío. Vuelven a salir al campo cuando comienza la primavera.

Otro dato es que hay más de 4500 variedades de mariquitas descritas por especialistas de todo el mundo. Muchas tienen más colores y formas, aunque la más conocida es la colorada con puntos negros. Dependiendo de la especie, su esperanza de vida es de uno a tres años.

Y, finalmente, los huevos de mariquita son su primer alimento, Cuando la mariquita pone entre 300 y 400 huevos, deja alrededor de éstos, algunos sin fertilizar ¿El objetivo? que al cabo de una semana aproximadamente, cuando la larva madura rompa el huevo y salga, pueda alimentarse de esos huevos hasta ir a cazar sus propios pulgones.

Estos mágicos animalitos están llenos de curiosidades y leyendas mágicas que atraen la buena suerte. Encontrarlos es una fortuna y puede tomarse como el signo positivo del día. ¿Estarás más atento a partir de ahora? : Mariquitas, catarinas o vaquitas de San Antonio: la leyenda que explica por qué si te encuentras una tendrás buena suerte

¿Cómo nacen y se reproducen las mariquitas?

Ciclo vital – Se reproducen adheridas a las ramas de los árboles, hojas o troncos. Ponen los huevos de color amarillo uno por uno o colocados en grupos sobre las hojas o tallos, generalmente en la cercanía de colonias de pulgones colores según la especie. Las larvas pasan por cuatro estadios antes de convertirse en pupas,

¿Qué mariquita es de buena suerte?

La especie más conocida es la mariquita de siete puntos. Es el clásico amuleto de la buena suerte y también se le llama animal angelical o insecto divino.

¿Qué suerte trae la mariquita?

La creencia popular es que son mensajeras de buenas noticias, éxitos, positividad, salud y romances. La mariquita trae buena suerte, según la tradición popular.

¿Por qué dan suerte las mariquitas?

🐞Para buscar un remedio, los agricultores cristianos rezaron a la Virgen María para suplicar por su ayuda. Poco tiempo después, las mariquitas vinieron y se comieron lasplagas que destruían las plantas y hortalizas salvándose las cosechas. De ahí su fama de suerte a lo largo de la historia.

¿Qué necesitas para tener una mariquita en casa?

Descargar el PDF Descargar el PDF Las mariquitas son una especie de escarabajo y se alimentan de las plagas de insectos. Dado que los granjeros y jardineros de todo el mundo las valoran, en algún momento se consideraron como un amuleto de buena suerte. Si quieres atraerlas a tu jardín, créales su propio hábitat al aire libre, lo que también les dará un lugar seguro en donde hibernar durante el invierno.

  1. 1 Perfora agujeros en una caja de plástico vacía. Elige una caja cuyos lados midan como mínimo 15 cm (6 pulgadas) y que tenga una tapa que la selle.
    • Puedes conseguir recipientes plásticos para almacenar comida en las tiendas de segunda mano o de un dólar.
    • Consigue un picahielo o un destornillador delgado, y perfora de 6 a 10 agujeros para el aire en la tapa. Haz agujeros lo suficientemente grandes como para que el aire pueda entrar, pero tan pequeños como para que las mariquitas no puedan escapar.
    • Este paso puede ser muy peligroso. Pídele a un adulto que te ayude.
  2. 2 Agrega hierba y hojas. Agrega un poco de hojas y hierba frescas del jardín, de modo que las mariquitas tengan algo por lo cual trepar.
  3. 3 Agrega algunos adornos. Si quieres que el hábitat sea bonito, puedes agregar algunos adornos. Coloca piedras pequeñas para que puedan explorar, o conchas pequeñas en las cuales esconderse.
  4. 4 Agrega las mariquitas. Revisa el patio o jardín hasta encontrar mariquitas; probablemente encuentres una en la hoja de una planta o una rama. Con una hoja grande, empújala con delicadeza hacia la caja. Coloca la tapa y busca más.
    • No necesitas demasiadas; bastará con 3 a 6.
    • Lo mejor es buscar mariquitas en un jardín colorido lleno de frutas y vegetales. Si tiene plantas y flores, es más probable que encuentres algunas.
    • Las mariquitas son más comunes a mediados y fines de la primavera, y a inicios del verano.
    • Si no las encuentras, puedes comprarlas por internet en una tienda de suministros de jardinería.
  5. 5 Agrega un poco de comida. Coloca unas pasas o rodajas de banana humedecidas en la caja, para que las mariquitas tengan algo que comer. Si vas a conservarlas por más de un día, recuerda agregar alimento fresco cada día.
    • Nunca les des frutas cítricas como naranjas o limones, ni ningún otro tipo de fruta ácida.
    • Puedes conservarlas por varios días, pero morirán de desnutrición si tratas de quedártelas para siempre. Debes soltarlas en el jardín en un periodo de una semana.
  6. 6 Dales agua. Coloca un papel toalla húmedo en la caja, para que tengan acceso a agua. También puedes mantener su follaje húmedo al rociarle agua con una botella rociadora, o agregarles gotas de agua a las hojas con un gotero limpio.
  7. 7 Suéltalas. Estas morirán si las dejas en una jaula, por lo que debes regresarlas al jardín después de observarlas por un tiempo. El momento ideal para soltarlas es temprano por la noche, lo que les dará toda la noche para buscar refugio, comida y agua.
    • Si tienes un hábitat de mariquitas en tu jardín, suéltalas cerca de él.

    Anuncio

  1. 1 Crea el marco exterior. Puedes usar una lata de café vacía, una caja de madera o una pajarera con el lado frontal abierto. Lo ideal es una pajarera con saliente para protegerla de la lluvia. Si vas a usar una lata o una caja, crea una saliente al clavar un pedazo de madera contrachapada en la parte superior, y extenderla varios centímetros o pulgadas desde la parte delantera de la caja.
  2. 2 Recolecta diversos tubos. El refugio terminado lucirá como una caja grande, con varios agujeros circulares en la parte delantera (los cuales serán las aberturas de los tubos). Recolecta tubos huecos, como brotes de bambú o tubos de cartón delgados. Puedes crear más tubos al enrollar hojas o papel. Lo ideal es tener diversos tipos de tubos con un ancho diferente (diámetro).
  3. 3 Recorta los tubos. Mide la base inferior de la caja o pajarera, de atrás hacia adelante. Luego corta todos los tubos a la misma longitud, lo suficientemente largos como para que quepan dentro de la caja o pajarera.
    • Apila los tubos a lo largo y de adelante hacia atrás, para que los agujeros apunten hacia adelante. Ajústalos, pero sin aplastarlos. Deben seguir ahuecados.
    • Llena todo espacio vacío alrededor de los tubos grandes con tubos pequeños.
    • Pega los tubos en su lugar a medida que los coloques, o asegúralos con una cuerda o un cable.
  4. 4 Cuelga el refugio. Cuelga la caja (o lata) con tubos en un arbusto o árbol, o asegúralo contra una pared. Asegúrate de que el lugar tenga sombra y no sea muy caluroso. Inclina la caja un poco hacia adelante, para que la lluvia se drene. Las mariquitas se verán atraídas a los tubos angostos en la caja, ya que les darán un lugar seguro en donde refugiarse e hibernar.
    • Cuelga la caja cerca de las plantas que les gusten (como los rosales), para que se sientan atraídas al refugio.
    • Si lo deseas, puedes agregar algunas pasas húmedas en algunos agujeros a fin de atraer más mariquitas.
    • Otros insectos podrían habitar el refugio, y no hay ningún problema. Algunos jardineros crean refugios complejos para atraer a todo tipo de insectos a su jardín.

    Anuncio

  1. 1 Compra tubos de bambú. Busca bambú natural en las tiendas de suministros de jardinería o en la sección de exteriores en las ferreterías. También puedes conseguirlos en internet o en el centro de jardinería y hogar de Walmart. Busca tallos con una longitud mínima de 30 cm (1 pie), y un diámetro de 1,5 a 5 cm (0,5 a 2 pulgadas).
  2. 2 Corta el bambú al tamaño adecuado. Usa una sierra de mano pequeña para acortar los tallos a una longitud de 25 a 30 cm (10 a 12 pulgadas). Corta los extremos en un ángulo, para que el lado superior del tubo no mida más que el inferior en ambos extremos. Esto creará una cubierta pequeña en la entrada del tubo, para mantener la lluvia alejada.
    • No partas el bambú cuando lo cortes.
    • Usa una lija para alisar los bordes irregulares.
  3. 3 Perfora agujeros para colgar. Usa un taladro eléctrico pequeño para crear un agujero cerca de la abertura de cada extremo. Perfora ambos agujeros en el lado superior, o el lado más largo del tubo.
    • Verifica que los agujeros sean lo suficientemente grandes como para meter la cadena o el cordel a través de ellos.
  4. 4 Introduce cordel o una cadena por los agujeros. Puedes usar cordel resistente o una cadena delgada para colgar el comedero. Mete el cordel por uno de los agujeros desde el exterior, empújalo por el tubo y jálalo por el agujero en el otro extremo. Tira del cordel hasta que los extremos que cuelguen tengan la misma longitud, y átalos juntos. Si vas a usar una cadena, une los extremos con un cierre de alambre.
  5. 5 Coloca pasas en el comedero. Coloca un puñado de pasas en el comedero antes de colgarlo. Las pasas atraerán a las mariquitas y les darán alimento cuando las plagas de insectos sean escasas.
    • Vuelve a llenar el comedero con pasas de vez en cuando para mantener a las mariquitas cerca cuando no estén comiendo áfidos.
  6. 6 Cuelga el comedero. Cuélgalo cerca de las plantas del jardín que parezcan atraer a la mayor parte de las plagas. Los rosales en especial son conocidos por atraer a áfidos (el alimento favorito de las mariquitas).
  7. 7 Cultiva plantas que las atraigan. Las mariquitas mantendrán las plantas saludables al alimentarse de cochinillas, ácaros, gusanos de harina, chicharras y áfidos. Para atraer más mariquitas al jardín, cultiva plantas que las atraigan.
    • Estas son flores que las atraen: geranios (con aroma), coreopsis y cosmos.
    • Estas son algunas hierbas que las atraen: angélica, culantro, alcaravea, hinojo y eneldo.

    Anuncio

¿Cómo atraer mariquitas en casa?

¿Cómo atraer mariquitas al jardín? – Lo único que va a atraer a las mariquitas es la comida. Ellas se alimentan de polen y de insectos plagas, con lo cual no será tan difícil de conseguir. En primer lugar, necesitas plantas que den flores llenas de polen.

  1. Generalmente son de color blanco y amarillo, que se abren y quedan en forma plana para que los insectos puedan servirse de su polen.
  2. Las más comunes y fáciles de tener en tu jardín son: caléndula, angélica, cebollino, comino, cilantro, cosmos, eneldo, hinojo, manzanilla, aliso y milenrama.
  3. Si tienes cualquiera de estas plantas en tu jardín, las mariquitas te visitarán sin esfuerzo y allí se quedarán felices.

Como la otra manera es que tengan los suficientes insectos para alimentarse, deberás dejar de utilizar insecticidas y plantar algunas hierbas que los pulgones aman, como el rábano o la capuchina.

¿Qué comen las mariquitas que no tienen puntos?

Qué comen las mariquitas rojas, naranjas y verdes – La mariquitas o catrinas adultas tienen una alimentación omnívora y comen pequeños organismos de cuerpo blando como los piojos harinosos, mosquitas blancas, pulgones, crías de araña, ácaros y huevos de insectos.

También se alimentan de hongos, frutas maduras y azucaradas como moras, uvas, uvas pasas y pequeñas hojas. Sin embargo, algunas especies de mariquitas son herbívoras, como las de la subfamilia Epilachninae, que se alimentan solamente de hongos y polen, siendo consideradas “vegetarianas”. (Arrieta, Hernández, & Torres, 2010) Por tanto, las mariquitas gracias a su alimentación, cuidan los huertos ya que consumen muchos de los insectos que en la agricultura son dañinos, y esto debido a que una sola mariquita, puede llegar a consumir a lo largo de toda su vida, hasta ocho mil insectos.

(Arrieta, Hernández, & Torres, 2010) Cabe destacar que cuando se tiene escasez de presas, las mariquitas se alimentan de huevos de polillas, escarabajos y néctar. (Secretaría de Agroindustria, s.f.) ✔️ Lee también:,

Adblock
detector